Delas partes altas bajan toneladas de lodo que al salir el sol se va secando y se esparce por el ambiente propiciando enfermedades.

ZIHUATANEJO, GRO. – Las calles del centro de la ciudad se han convertido en un foco de contaminación por los residuos fecales que bajan con las corrientes del agua de lluvia, por lo que, el director del Centro Municipal de Salud, el doctor Enrique Sánchez Romero, pidió que se extremen precauciones.

El funcionario aclaró que los alimentos que se venden en la calle pueden estar preparados con los estándares de calidad que marca la norma en este sentido, sin embargo, el arrastre de lodos pudiera ser un factor que detone en el consumidor un malestar gastrointestinal por amibiasis, que es una enfermedad parasitaria por la contaminación indirecta de lo que come.

Son toneladas de tierra en forma de lodo las que bajan de las colonias asentadas en las partes altas del centro de Zihuatanejo, lugares donde aún se sigue defecando al aire libre y que al final, estos contribuyen a la contaminación en las partes bajas.

Dijo que este es un problema que todos los años resulta, a lo que se suma la conjuntivitis, enfermedad que tiene al igual que la gastrointestinal, su fuente la contaminación del espacio.

Las moscas también son parte de la trasmisión de enfermedades, por ejemplo, la salmonela; es por esto por lo que se está pidiendo la precaución al comer alimentos directamente en la vía pública en el centro de la ciudad.

Por el momento no se ha registrado una incidencia que altere las estadísticas, pero de un momento puede detonarse si no se puede tener precaución. / Manuel ALVARADO

DÉJANOS TU OPINIÓN

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here